El 2020 con una conciencia más eco-friendly

Ya es una realidad que cada vez se esté utilizando menos el plástico. Hace unos años era impensable eliminar el plástico en nuestras vidas, se utilizaba para todo y sin pensamiento alguno. En la actualidad, cada vez más estamos teniendo una conciencia más eco y más respetuosa con el medio ambiente. En cuanto a las empresas están eliminando por completo el plástico, tanto es así que la normativa europea en lo que se refiere a los envases de plástico comercializados en la Unión Europea establece que el 65% del packaging tiene que ser reciclable en 2025 y que todos los envases sean reciclables, reutilizables o compostables en 2030.

Ya se comenzó hace algunos años atrás con el cobro de las bolsas de plástico, la retirada de estás para introducir las bolsas de papel, bolsas recicladas o incluso de tejido no tejido.

Parece que el color verde está ocupando un lugar importante en la mente del consumidor, tanto es así que en el campo que más plástico se utilizaba, el de la alimentación, se está eliminando a pasos agigantados. Packaging con menos plástico y con materiales reciclados será el futuro.

¿Cuáles serán los materiales más eco para los futuros packaging?

Es una evidencia que el consumidor tiende a comprar productos con un packaging ecológico aunque eso conlleve a que tengan que pagar un poco más. Los materiales con los que se fabricarán los packaging serán los bioplásticos que se realicen a partir de plantas, bambú, caña de azúcar… Materiales naturales y que a la hora de su fabricación tendrán mucho menos impacto agresivo en el medio ambiente.

¿Quiénes serán los que usen más los packaging eco?

La alimentación será una de las que más se una a la conciencia eco, ya que cada vez más en supermercados, restaurantes y take away se están demandando más este tipo de productos.

Moda eco friendly en packaging, ha llegado para quedarse.

Ya es una realidad que estamos cambiando nuestra forma de vivir, llevamos un ritmo más acelerado en nuestra vida y eso nos ha llevado a no tener tiempo de cocinar e incluso a veces de no parar ni a comer en casa. Es por ello el auge de los take away y con ello el consumo de envases o packaging para llevar, además de en restaurantes que nos dan la opción de llevarnos la comida que nos ha sobrado. El problema surge en los materiales con los que se fabrican estos envases que son de plástico. El destino final de dichos plásticos es en nuestros océanos y mares por lo que supone un gravísimo problema para la fauna marina, ya que los animales que habitan en el mar al final se alimentan de los plásticos que acaban en el mar.

Por esta razón se están fabricando cada vez más los envases y packaging biodegradables 100% reciclados ¡El futuro está en la concienciación de 0 plástico!

Comparte este contenido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba